De los miembros del primer grupo, los dos ingleses eran ex-oficiales de marina, lo mismo que el sueco Gosselman. Las ceremonias de semana santa o del corpus christi les parecen un poco paganas y aun grotescas, y los altares e iglesias barrocas excesivamente recargados de elementos decorativos de mal gusto. Otras observaciones se imponen.

Al recorrer sus textos notamos numerosas coincidencias y temas comunes con muy semejante tratamiento. Todos hicieron la necesaria visita al Libertador y al General Santander, cuyas personalidades elogiaron por sus cualidades intelectuales y humanas.

Todos anotan que dos regiones se apartan del modelo general: Antioquia y Santander Al describir la sociedad bogotana, encuentran que el pueblo bajo presenta un extremado estado de miseria. Para tener luz era necesario mantener abierta la puerta. El caballero bogotano es descrito como culto, vestido a la manera inglesa, de refinada Se les reprocha, agrega, su indolencia, cosa natural en una gente que tiene esclavos Prefieren la hamaca a exponerse a los rayos del sol.

De la clase alta no deja una imagen positiva. Con Los actos de agresivo fanatismo no faltaban. Hasta los perros tienen coto, observa Mollien T de Mollien No hay en la ciudad cuatro personas que tengan un capital de cien mil pesos.

la ilegitimidad política en los textos historiográficos y jurídicos tardíos

Lo dominante son los capitales de diez mil. Las relaciones entre trabajadores y propietarios le recuerdan las de la Prusia oriental feudal. Las demandas judiciales raramente resultan conducentes, ya que el juez suele ser dependiente del terrateniente o por lo menos susceptible a sus promesas o a su plata. La de los arrendatarios y peones suelen ser miserables En resumen, concluye Hettner, Colombia es hoy un pueblo pobre, hecho que queda en evidencia cuando se da un vistazo a su tenor de vida Esta es la discreta pregunta, dice Hettner, a la que el viajero europeo se ve enfrentado con la discreta esperanza de conseguir una respuesta negativa.

Pero, como lo ha observado Von Thilman, el hecho de tener la posibilidad de cultivar una amplia variedad de frutos no representa una ventaja si no hay unas facilidades para el intercambio, y en el caso de Colombia no existenCentro de Estudios Histricos.

Den FunesMar del Plata, Pcia. Telfono y FAX: E-mail: boletin historiapolitica. Nmero Segundo semestre ISSN La cuestin de la figuracin del Pueblo De bosques perennes y jardines tardos. El encuentro entre historia poltica e historia del derecho en las lecturas de una larga transicin La discusin sobre el Estado con referencia a estudios sobre Mxico Historia poltica, historia del derecho y punto de vista Mara Cristina Tortti Introduccin.

El lugar de la nueva izquierda en la historia reciente Abogados y poltica en los primeros aos setenta Continuidades y rupturas de la CGT de los Argentinos respecto de las experiencias anteriores Nosotros lo bamos a cuestionar?

Militantes bolivianos, chilenos y uruguayos en la Argentina peronista. Buenos Aires, Algunas reflexiones A propsito del libro de Karin Grammatico. Mujeres Montoneras. Una historia de la Agrupacin Evita, Peronistas y piqueteros en el Gran Buenos Aires una antropologa de la poltica vivida de Julieta Quirs. Entrevista a Jos Rilla Comentario al balance de la historiografa reciente de Eduardo Mguez. Trabajadores y empresarios en la Argentina del siglo XX: indagaciones desde la historia social, compilado por Daniel Dicsimo y Silvia Simonassi; La clase trabajadora argentina en el siglo XX: experiencias de lucha y organizacin, coordinado por Victoria Basualdo; y Sindicatos y desocupados en Argentina.

Imaginario y espacio rural Rosario, Prohistoria,por Adriana lvarez Justicia y derechos humanos en la construccin de la democracia. Movimiento de derechos humanos, orden local y accin antisistmica en Santa Fe. Health, Tuberculosis, and Culture in Buenos Aires, Barreda Edo, P. Estudis Castellonencs, 4 ISSN: Vilella, J.

la ilegitimidad política en los textos historiográficos y jurídicos tardíos

Pietri dir. Desmulliez, Ch. Paoli-Lafaye, Cl. Augustinianum, 42 1 Latomus 66 Desmulliez, J. Sales Carbonell, J. Revista d'Arqueologia de Ponent 19 ISSN: X. Gimeno, H.

Aemilius Rectus entre Cartagena i Caravaca. Studia Philologica Valentina, 13 Pietri, L. Ius Fugit Buenacasa, C. Hispania Antiqua. Revista de Historia Antigua, 27 Veleia, Comenciolus, magister militum Spaniae, missus a Mauricio Augusto contra hostes barbaros.

RomanoBarbarica, 14Transubjetividad en la sociedad de Tel. Un ensayo sobre la virtud de Foucault. En este ensayo, en efecto, espero ciendo tentativamente algunas maneras de circunscribir su actividad. Mientras otros lo han de- que se formula el asunto. En efecto, el propio de- bilidades de ordenamiento alternativas? El uso de los placeres El uso de los placeres, 9 Theodor W. Y esta forma de experiencia mo- El uso de los placeres, op.

La resistencia a la autoridad, por supuesto, constituye para Foucault el sello der, su precio, el modo en que se administra, a quienes la administran.

Navigation

Sus con- por el que la resistencia se describe de otra manera. No obstante, no los opone como derechos positivos. Pero esta reflexividad no tiene lugar internamente a un sujeto. En se pone al servicio del biopoder. Foucault se re- que subjetiva.

Como ellas, en efecto, pero nan. Un noble dice que algo es, y entonces llega a ser: el acto de habla inaugura el parece que no exactamente lo mismo. Pienso que, de hecho, ber su poder? Este no sa- porque no forma parte de ella, si se explora esta dimen- ber permite el uso particular que tiene en su discurso. Porque no se versity en mayo de Dreyfus y Paul Ra- flexividad que de forma indistinguible asume la carga de binow eds.

Su temporalidad coincide con el tiempo de la vida. En los empresarios y del Estado. Estas tesis son suficientemente conocidas. Aires, ]. Maurizio Lazzarato y Antonio Negri Trabajo immaterial y subjetividad.

Es su personalidad, su subjetividad, lo que debe ser organizado y do- minado. Cualidad y cantidad del trabajo son reorganizadas en torno a su inmate- rialidad. Si definimos el trabajo obrero como actividad abstracta que remite a la sub- jetividad, nos es preciso sin embargo evitar todo malentendido. Ahora queda abordar el segundo problema. Muy al contrario, to de la praxis social, del proceso de la vida real. Los movimientos de los estudiantes y de las mujeres que jetividad.

Por otro lado, H. El concepto de trabajo inmaterial tiene como presu- bado, bajo pena de devolver su trabajo a lo inesencial. Si el fordismo integraba el consumo en el ciclo de jo productivo. Recopilado en Maurizio Lazzarato, Lavoro immateriale. No reproduce la bancarios, aseguradoras, etc. El trabajo inmaterial produce, en primer lu- con los clientes. Por el contrario, abre antagonismos y contradic- formas colectivas.

Le droit hispanique latin. Dossier. Présentation

Estos valores presuponen maneras de ser, modos de exis- cesar es derribada.Esta revista y sus contenidos estn soportados por una licencia Creative Commons 3. Castillo Canch La ofensa a Dios y al Rey: el delito de lesa majestad en la rebelin maya-yucateca de Joana Cecilia Noriega Sociabilidad de gnero en los espacios pblicos de la Nueva Espaa dieciochesca. Historia de la vida privada en Colombia. Tomo II.

Los signos de la intimidad. El largo siglo XX. Bogot, Taurus,p. Y qu fue de las mujeres? Gnero y reparaciones de violaciones de derechos humanos. Bogot, Centro Internacional para la Justicia Transicional,p. Los Putos Castos. Memorias inconfesables de un doble discurso. Bogot, Banana Rosa,p. Reflexiones jurdicas desde la perspectiva de gnero, Mxico, Suprema Corte de Justicia de la Nacin, Fontamara,p.

Presentacin Desde hace unas dcadas los problemas relacionados con la criminalidad y la justicia han adquirido una gran atencin por parte de los historiadores hispanoamricanos, y la respuesta a este Dossier es un ejemplo de ello. La exploracin de los archivos judiciales y de los expedientes criminales han logrado revisar las perspectivas que consideraban a la criminalidad como una anormalidad social, y antes bien, han comenzado a perfilar al delito como una manifestacin social que merece ser analizada histricamente.

En este nmero presentamos nuevamente una serie de artculos de autores con diversos niveles de formacin, desde estudiantes de pregrado hasta doctores, entre los cuales inclumos un artculo en portugus, el segundo en la revista1, pero esperamos sean muchos ms. Aunque inmediatamente despus de esta presentacin realizo una introduccin al Dossier de una manera ms detallada, quisiera presentar aqu mis agradecimientos a los doctores Deivy Ferreira Carneiro, de la Universidade Federal de Uberlndia; Andr Rosemberg, de la Universidade Estadual Paulista y Jorge Isidro Castillo Canch, de la Universidad Autnoma de Yucatn, este ltimo adems colaborador como autor en este nmero.

Sin ellos no hubiese sido posible contar con la garanta de escoger y corregir los artculos para contar con este nmero. Tambin quisiera anunciar que a la par de la publicacin de este nmero, se estarn realizando dos nuevas convocatorias en torno a las temticas de Historia Urbana e Historia Ambiental, las cuales cubriran respectivamente las ediciones sexta y sptima, por lo que inmediatamente convocamos a los historiadores que se encuentren trabajando estos temas para enviar sus artculos.

Finalmente, seguimos trabajando en torno a mejorar la plataforma de la revista. Actualizamos el sitio a la ltima versin de Open Journal Systems, la cual, entre otras novedades, cuenta con la opcin de comentarios para cada artculo, con lo cual avanzamos poco a poco hacia una revista 2. As mismo, abrimos un espacio en Scribd que hace ms sencillo para nuestros lectores leer los artculos desde un dispositivo mvil, ya que este servicio adapta los archivos de PDF para ser ledos casi como un ebook.

Esperamos tan solo que disfruten la lectura de los artculos que ponemos a su disposicin. El primero fue el artculo del profesro Carlos Bauer de Souza, Apontamentos sobre a produo do conhecimento cientfico e a construo do conceito de historicidade, Historia 2. Resumen La historiografa del crimen violento ha tenido un amplio desarrollo en las ltimas dcadas, tanto en el continente americano como en Europa.

Sin embargo, las particularidades de Estados Unidos y Amrica Latina, as como ciertas regiones europeas, han cuestionado las generalizaciones que daban por sentado un proceso civilizatorio heredado de la sociologa de Norbert Elias, el cual explicara la reduccin de la violencia desde la poca medieval.

En este ensayo se presentan algunas de las ideas principales en torno a este debate, as como un corto balance de los estudios en Amrica Latina, que en cierta medida se han mantenido ausentes del estudio de larga duracin. Finalmente, se hace un llamado a completar la laguna en los estudios cuantitativos y a realizar una revisin de la criminalidad desde una perspectiva de larga duracin de tal manera que permita conectar el auge de la criminalidad violenta hoy con una tendencia histrica e incluso proponer opciones de resolucin.

Abstract The historiography of violent crime has had a great development in last decades, as much in American continent as in Europe. Exceptions like United States, Latin America and some European regions, have created doubts about generalizations than assume the accuracy of the theory of civilizing process inherited from Norbert Elias sociology, which could explain the decreasing trend of criminal violence since the Middle Ages.

In this essay some ideas has presented about this debate, as well as a short balance of Latin American studies about the topic, that in some way has been outside of long term perspectives. Finally, its doing a call to fill the lacuna in quantitative studies and make a review of criminality from a long term perspective that could connect today increasing of violent crime with an historical trend and even propose resolution options to this trouble.

Keywords: History of Crime, violent crime, Civilizing process theory. La civilizacin de la violencia En varios pases de Europa la historia del crimen es una tendencia en auge desde la dcada del noventa, aunque las investigaciones sobre el tema han venido desarrollndose desde finales de la dcada de En un comienzo las investigaciones se relacionaban principalmente en los actos de bandidismo y de rebelin poltica, pero desde la aparicin de la IAHCCJ se han ampliado las reas de investigacin hacia los estudios del crimen, la violencia y el castigo a travs del tiempo, la historia de la polica y el control estatal, la historia de las diferentes formas de rebelin popular, as como la historia de la criminologa en s misma1.

El auge en esta rea de investigacin no slo se ve evidenciado por el creciente nmero de artculos sobre el tema, sino adems por la proliferacin de proyectos relacionados con este como el International Center for the History of Crime, Policing and Justice, de Inglaterra, o los proyectos de historia digital como The Proceedings of the Old Bailey, y London Lives to de Inglaterra, y Criminocorpus de Francia, estos ltimos dedicados a la difusin de fuentes primarias para la historia de los cuerpos judiciales y la criminalidad.

Tambin los ltimos aos han sido publicados trabajos de largo aliento sobre el tema de la violencia relacionada con los homicidios y rias, entre los cuales los ms destacados son el texto de Robert Muchembled Une histoire de la violence.Thanks for helping us catch any problems with articles on DeepDyve.

We'll do our best to fix them. Check all that apply - Please note that only the first page is available if you have not selected a reading option after clicking "Read Article".

Include any more information that will help us locate the issue and fix it faster for you. Enjoy affordable access to over 18 million articles from more than 15, peer-reviewed journals. Get unlimited, online access to over 18 million full-text articles from more than 15, scientific journals. See the journals in your area. Save searches from Google Scholar, PubMed. Continue with Facebook. Sign up with Google. Bookmark this article.

You can see your Bookmarks on your DeepDyve Library. Sign Up Log In. Copy and paste the desired citation format or use the link below to download a file formatted for EndNote.

All DeepDyve websites use cookies to improve your online experience. They were placed on your computer when you launched this website. You can change your cookie settings through your browser. Open Advanced Search. DeepDyve requires Javascript to function. Please enable Javascript on your browser to continue.

Read Article. Download PDF. Share Full Text for Free beta. Web of Science. Let us know here. System error. Please try again! How was the reading experience on this article? The text was blurry Page doesn't load Other:.Para quejas, use otra forma.

Study lib. Cargar documento Crear fichas. Fichas Colecciones. Rivoluzione e legittimismo costituzionale nel III sec. III y durante el s. Festschrift Ilona Opelt, hrsg. Hunc omnem catalogum, ut dixi, uel manifestorum tyrannorum uel inoboedientium ducum PN 1,1.

OM 1,1: Vitae illorum principum seu tyrannorum siue Caesarum qui non diu imperauerunt Q 2, PN 1,; v. OM 1,1; v.

Navigation

T 1,2; v. Q 1,1: Minusculos tyrannos scio plerosque tacuisse aut breuiter praeterisse. Reparemos ahora en la v.

El Mejor discurso de la historia del Peru

AC 3, PN 1,1; v. AS 64,1; v. PN 9,2. Constantinum imperatorem apud Arelatem ciuitatem clausit, cepit, occidit. Cinco lecciones sobre el mundo antiguo ed. Festschrift zum Geburtstag von Prof. Im Hof hrsg.